Warning: include(/mnt/Target01/335959/337630/www.vidasiempre.com/web/content/vidasiempre/case.php) [function.include]: failed to open stream: No such file or directory in /hermes/bosnaweb06a/b2406/ipg.ingeniahostingnet/vidasiempre.com/vidasiempre/artman/publish/article_49.php on line 88

Warning: include() [function.include]: Failed opening '/mnt/Target01/335959/337630/www.vidasiempre.com/web/content/vidasiempre/case.php' for inclusion (include_path='.:/usr/local/lib/php-5.2.17/lib/php') in /hermes/bosnaweb06a/b2406/ipg.ingeniahostingnet/vidasiempre.com/vidasiempre/artman/publish/article_49.php on line 88

 
   
CONSECUENCIAS I
Consecuencias del aborto en la mujer


La persona hu-mana es un ser bio-psico-social por lo que es preciso reconocer que la prác-tica del aborto tiene consecuencias:

Físicas

Complicaciones inmediatas
a) En el legrado o aspiración:
- Laceración del cuello uterino por el uso de dilatadores.
- Perforación del útero.
- Hemorragias uterinas.
- Infección uterina secundaria al aborto.

b) En el aborto por solución salina:
- Retención de la placenta y hemorragias.
- Mismas complicaciones que el legrado.
- Formación de adherencias.
- Infección y endometritis (inflamación del endometrio).
- Hemorragias abundantes.
- Intoxicación por retención de agua.
- Posible falla del funcionamiento del corazón y, consecuen-temente, la muerte.
- Posible filtración de la solución salina al torrente circulatorio de la madre, con efectos mortales.
- Mayor peligro de muerte que en el legrado.

c) En la histerotomía o microcesárea:
- Mismos riesgos y complicaciones que todo acto quirúrgico
al interior del abdomen.
- Hemorragia.
- Infección.
- Peritonitis.
- Lesiones de vejiga o de uréteres.

d) Muerte segura del ser humano, producto de la concepción, independientemente del método empleado.

Complicaciones tardías

Pasadas dos o tres semanas del abortoo en presencia de otro embarazo:
a) Probable esterilidad, debido a que las trompas del útero tienen una estructura frágil, la cual se desorganiza por la menor infección.

b) Posibilidad de tener embarazos extrauterinos, puesto que después de un aborto las trompas de Falopio no están taponadas, sino que detienen el huevo.

c) Puede darse una apertura permanente del cuello uterino; "no se puede abrir un cuello sin violentarlo..., y nunca se está seguro de que recobrará su estado anterior"." Sin embargo, no da molestias en tiempo normal, pero en cada embarazo podría suceder que el cuello uterino fuera incapaz de retener al feto a los cuatro o cinco meses, o bien, se tendrían partos prematuros.

d) Sinequias o adherencias entre las paredes uterinas puestas al vivo por el raspado (que en casi todos los métodos se tiene que efectuar para verificar que no quede ninguna partícula dentro de la matriz).

e) Si se realiza la histerotomía, un próximo embarazo resultaría más peligroso que después de una cesárea en su tiempo, porque el útero debe cortarse (en caso de aborto), en una zona peligrosa. Así también, pueden presentarse perforaciones uterinas, accidentes por ad-ministración de anestesia, hemorragias (cuando se parte la placenta en trozos).

f) La utilización de drogas, como las prostaglandinas (muy recientemente puestas en el mercado internacional), sin intervención manual o instrumental, estimulan al útero a
contraerse y a expulsar su contenido, afectando con esto a otras muchas vísceras además del útero; quizá produz-can la migración de un cálculo biliar, la perforación de un apéndice o el infarto cardiaco.

Psicológicas

Una mujer que sufre la pérdida de un ser querido, el aban-dono o la falta de apoyo moral, un nuevo matrimonio o un cam-bio de medio socioeconómico es más susceptible al deseo de tener un hijo, si además esta mujer ya se ha hecho un aborto, debemos agregar los sentimientos de culpa y todas las conse-cuencias de tipo primario que experimentará. Todo esto es sólo el inicio de una serie de daños y trastornos.

El factor psicológico es quizá el más importante en cuanto a las consecuencias del aborto, puesto que conlleva la carga afectiva, que es mucho más intensa que cualquier otra pérdida, muy por encima del daño físico que pueda causarse la mujer misma por el aborto.

La maternidad es una realidad ma-ravillosamente completa y plena para la mujer. El simple hecho de negarla y arrebatársela a una madre genera gran cantidad de tras-tornos psicológicos. En este punto sólo se mencionará que los efectos psi-cológicos se manifestarán tanto en la madre como en el padre de la criatura, incluso en otros miembros de la familia (si es que los hay), abuelos, tíos, o en los hijos que puedan nacer posteriormente, lo mismo sucede con el personal médico implicado.

Sociales

Dentro de este punto se encuentran implicadas las relaciones interpersonales del medio que rodea a la mujer que ha abortado, las cuales se encontrarán fuertemente comprometidas. Se pue-den dar diversos casos, debido a que la persona como ser indi-vidual puede encontrarse en circunstancias por demás distintas y concretas, por ejemplo:

1. Entre los esposos o futuros esposos. Si se encuentran an-tes del matrimonio o no tienen pensado casarse, algunos jóvenes llegan a perder la confianza y estima por la joven que ha abortado (o viceversa, si él la indujo al aborto), re-duciendo la posibilidad de matrimonio o credibilidad hacia la pareja. Si el aborto se practica dentro del matrimonio, puede haber hostilidad y/o desprecio si se ha ocultado al cónyuge o si se le ha obligado a realizarlo, o bien generar conflictos familiares.

2. La relación madre-hijo(s) puede versé deteriorada en cuan-to a la autoridad, respeto, confianza, comunicación y valía.

3. El personal médico implicado corre el riesgo de ser denun-ciado y perder con esto su cédula profesional, el prestigio, la confianza y la fama.

4. El aborto, al convertirse en un hecho cotidiano, se con-vierte en la solución más fácil cuando los anticonceptivos fallan. Los medios de comunicación y otras instituciones parecen estar interesados en su promoción.

5. Posible legalización si es que más gente lo promueve, lo cual es un paso al infanticidio y a la eutanasia.

6. Problemas sociales ante la desintegración de las familias e inestabilidad psíquica de estas mujeres.

Efectos en el ser humano concebido

Por lo general, toda persona evita o no le gusta hablar de la muerte, para muchos es un enigma, es algo fatal que tarde o tem-prano llegará y comúnmente inquieta el pensar qué tipo de muerte se tendrá, si será dolorosa, si será causada por un acci-dente o una enfermedad. El dolor y lo sorpresivo es a lo que más se teme.

Lamentablemente aquello a lo que más se le teme es provo-cado por hombres y mujeres ya sea consciente o inconsciente-mente. En el caso del aborto y el ser humano concebido sucede así. Al nuevo ser lo más grave que le sucede no es la muerte,' sino el porqué de ésta y la forma en la que es provocada, es decir, en el lugar más sereno, cálido, seguro y tierno, donde él percibe los latidos del corazón de su madre. El sitio más dulce y amable, se convierte en su tumba.

Según el médico Robert MacDonald, en su libro Memory Hea-ling (Atlanta, 1981), el feto recibe únicamente impresiones po-derosas y ninguna habilidad para ordenarlas, de este modo las hace especialmente intensas, difusas y penetrantes. Asimismo, los recuerdos del bebé están conectados con las experiencias y reacciones de la madre.

ALVA LÓPEZ, María del Carmen. Y después del aborto ¿qué?.
Editorial Trillas.

Arriba